domingo, 9 de agosto de 2009

Oscuridad azul

No había entendido porqué caminábamos por el borde de ese gran estanque. Tratamos de ver el fondo, pero era tal su profundidad que sólo vislumbramos algo oscuro que se extendía quién sabe cuánto más de lo que podíamos percibir.

Tomados de la mano, todo aquello nos parecía exitante; un paso en falso de cualquiera de los dos y ambos habríamos tenido una suerte espantosa. Sin embargo la adrenalina podía más, y en lugar de alejarnos, caminábamos aún más cerca.

Pero algo sucedió de un instante a otro, de manera totalmente inesperada no sólo soltaste mi mano, sino que me empujaste hasta esa oscuridad azul, y huíste corriendo lo más lejos que pudiste.

Y sentí que me ahogaba. Sólo me hundía más y más profundo. Tuve la sensación de estar llorando, pero eso no tenía sentido estando sumergida allí. Ni siquiera podía gritar o pedir ayuda. Mi respiración se debilitaba, me faltaba el aire, y supe que no iba a resistir mucho más. No tenía esperanza de nada; cuánto más luchaba, más energía perdía y más me agotaba, por lo que dejé de pelear, me resigné a esperar el final. Me hundía en oscuridad, me ahogaba en oscuridad. Sentía que estaba por llegar, aunque al mismo tiempo, todo aquello parecía ser eterno.

Y de repente sucedió. Mis pies se encontraron con un límite, había llegado a lo más profundo. Y me di cuenta de que no estaba todo perdido. Vos seguramente ya estabas demasiado lejos y sin siquiera intenciones de socorrerme, pero supe que no necesitaba de vos para sobrevivir. Y mis piernas se flexionaron, sabiendo que tenía que sacar fuerzas de dónde no las tuviera para superar todo aquello. Tomé impulso, y salí disparada hacia la superficie. Un aire completamente nuevo invadió mi ser, mis pulmones se llenaron y tuve la certeza no sólo de que yo seguía viva, sino también de que nunca había muerto. Y a partir de ese momento, ya no caminaría nunca más por el borde del abismo.

[Y vos preguntarás por qué esperamos tanto...
Sólo para tomar impulso y llegar más alto
Ya no hay dolor, ya no duele y no va a doler]


Blue.

1 comentario:

·· denn ·· dijo...

Tal vez sea exagerado, tal vez sea lo que siento ahora, como cuando escuchás una canción nueva y te encanta y te olvidás de cuánto te habían gustado otras en el pasado. No sé, pero recién termino de leer este posteo, y en este momento siento que de todas las cosas que escribiste (sacando las que eran para mí, esas no cuentan :P) esta es la que más me gusta. En realidad me ENCANTA! Es hermoso este texto, amor! Amo tu forma de describir ciertos estados, esos que contándolos como algo más no se logran explicar. Amo cómo lográs expresar tantos sentimientos en algo tan hermoso!
Sólo puedo criticar algo, cosa que sé que no te gusta, pero no podés pretender que no lo haga. La solución no es no caminar más por ese borde, porque es parte de vivir. La cosa es saber que si las cosas no salen como querés, no es el fin de NADA, no es algo que no puedas superar, y definitivamente no es algo que pueda destruirte ni detenerte.

Amo tus palabras y TE AMO a vos!